≡ Menu

Psicoterapia Conductual y Cognitiva para Adultos con Déficit Atencional. ¿En qué consiste?

El Déficit Atencional puede tener repercusiones importantes a lo largo de la vida en aspectos que van más allá de sus síntomas (inatención, hiperactividad e impulsividad). Estas repercusiones, a su vez pueden tener efectos psicológicos negativos tales como depresión, ansiedad, baja autoestima, inestabilidad emocional, problemas en las relaciones con los seres queridos, etc…

Si bien muchas veces el tratamiento farmacológico puede ser una gran ayuda para reducir los síntomas centrales del ADHD, mejorando la concentración, disminuyendo la impulsividad y generando cierta claridad mental, una queja frecuente tiene que ver con la persistencia de los problemas psicológicos mencionados.

Por eso ha habido un interés creciente de parte de los psicólogos clínicos por desarrollar intervenciones apropiadas para ayudar a sus pacientes a superar estos problemas. Así, varios grupos de investigadores y clínicos en distintas universidades de EEUU y de varios países de Europa han diseñado y puesto a prueba distintos programas de Psicoterapia con los cuales ayudar a los adultos con Déficit Atencional a salir adelante en sus vidas.

Acá te voy a presentar una breve introducción al componente cognitivo de estos programas de terapia para que veas de qué se trata.

Examinando los contenidos de tu mente

La terapia Conductual y Cognitiva se caracteriza por ser eminentemente práctica y centrada en metas. A partir de los problemas actuales del paciente se identifican objetivos específicos a trabajar y se emplean técnicas sencillas pero poderosas para que el propio paciente aprenda cómo superar sus dificultades.

Si has seguido las técnicas que hemos compartido en el blog, ya has puesto en práctica el componente conductual de la terapia, cuyo propósito no es otro que entregarte las herramientas indispensables para controlar el CAOS existencial típico del ADHD.

El componente cognitivo de la terapia, en cambio, tiene todo que ver con los pensamientos, creencias, actitudes y también con el estado de ánimo y las emociones, que pueden aparecer ante cualquier situación difícil.

Veamos un ejemplo:

Supongamos que en la oficina (o en clases) te asignan un trabajo largo, complejo y, para colmo, aburrido. Lo más probable (yo apostaría incluso una pequeña suma) es que tu primera reacción sea de desagrado y rechazo.

¿Cómo lo sé?

Muy fácil: una gran mayoría de adultos con ADHD han tenido “malas experiencias” con las tareas largas y aburridas, desde que eran muy pequeños.

Esto tiene que ver con la escasa motivación que sienten ante una tarea de este tipo; pero también con malos recuerdos de la infancia (críticas y reproches de padres y profesores); y también dificultades relacionadas con no saber por dónde comenzar o con el hecho de distraerse frecuentemente y no poder terminar el trabajo asignado.

¿Te resulta familiar?

Pues bien, en primer lugar esta es una respuesta normal -dadas las circunstancias-, ya que sabemos que las tareas aprendidas en un contexto emocional desagradable tienden a provocar esa misma reacción emocional en el futuro (este fenómeno se conoce en psicología del aprendizaje como “condicionamiento clásico aversivo” y fue descrito por primera vez hace más de 100 años por Iván Pavlov).

Pero no basta aquí con reconocer las emociones, sino que también es muy importante considerar los pensamientos que atraviesan por tu mente en ese preciso momento. Si te embarga una emoción “negativa” (desánimo, ansiedad y/o preocupación), es posible que al mismo tiempo una seguidilla de pensamientos desmoralizadores o de autocrítica atraviesen por tu mente.

¡qué terrible… jamás terminaré esto … No sirvo para hacer este tipo de trabajo … Me voy a demorar todo el día… Siempre me equivoco!

Naturalmente que la consecuencia de todo esto es que la tarea, ya de por sí poco atractiva, se vuelva poco menos que intolerable, y termines haciendo cualquier otra cosa.

Pero, ¿de dónde surgen esos pensamientos?

El poder Invisible de los Pensamientos Automáticos

Estos pensamientos que surgen en momentos difíciles parecen tener vida propia, ya que aparecen sin que los llames, y por eso en terapia Cognitiva se conocen como “pensamientos automáticos”.

Muchas veces ni siquiera nos damos cuenta de su presencia, ya que pueden pasar tan rápido por nuestra mente que casi no los “escuchamos”. Sin embargo, su influencia en nuestro ánimo, nuestras emociones y, finalmente, nuestra conducta, es innegable.

Por lo general el resultado de todo este proceso invisible es alguna forma de evitación conductual, siendo la procrastinación una de sus manifestaciones más típicas. También puede aumentar la falta de concentración y dispersión mental, llevándote a realizar cualquier cosa, menos lo que tenías que hacer.

Este gráfico ilustra la interacción entre emociones, pensamientos y conducta.

La idea central es que de tanto repetirse, ante determinadas situaciones, el ciclo de emociones “negativas” acompañadas de los correspondientes pensamientos de reproche, se establece un patrón de respuesta automática

En otras palabras, los pensamientos automáticos y emociones negativas se traducen en conductas de evitación (no hacer lo que hay que hacer) frente a las tareas que provocan ese tipo de reacciones.

Se trata entonces de un patrón automático de reacción que por lo general intensifica los síntomas de desorganización, inatención e impulsividad del ADHD.

Cómo romper el ciclo

Aquí es donde la terapia Cognitiva puede servir de mucha ayuda, ya que por medio de técnicas muy efectivas, permite observar muy de cerca los contenidos e imágenes que atraviesan por tu mente en un momento dado. Como si de pronto pudieras poner “cámara lenta” y tus pensamientos se aquietaran un poco, para que los puedas identificar y etiquetar.

Este es el primer paso de la terapia: aprender a reconocer y escuchar los pensamientos que atraviesan tu mente en un momento determinado. A partir de ahí se puede comenzar a romper el ciclo de esos patrones repetidos y habituales frente a situaciones problemáticas asociadas al ADHD.

Ahí comienza el trabajo que habrás de desarrollar con tu terapeuta, un trabajo muy delicado de desmantelar la trama de pensamientos automáticos negativos que se repiten cada vez que el ADHD te hace tropezar con los mismos obstáculos una y otra vez.

Descubrir y desenmascarar esos pensamientos y creencias que el ADHD te ha hecho aceptar sobre tu identidad y tu valor como persona, es el primer GRAN paso para librarte de su influencia y para avanzar hacia la vida que realmente quieres para ti.

Por eso, si has decidido superar los problemas generados por el ADHD y redirigir tu vida hacia un mejor destino, déjame decirte (con la convicción que nace de mi experiencia clínica -y también de numerosos estudios científicos) que una buena “dosis” de psicoterapia Conductual y Cognitiva puede entregarte las herramientas necesarias para lograr tus objetivos.

Más adelante compartiré con ustedes algunas técnicas prácticas y sencillas para que puedan identificar y librarse de la influencia de los pensamientos automáticos negativos.

¿Habías considerado la posibilidad de hacer terapia?

De ser así, ¿cuáles han sido tus motivaciones, aprensiones y/o reparos?

No olvides dejar tu comentario!

Foto por http://www.flickr.com/photos/alancleaver/

{ 17 comments… add one }

  • Andrea

    Excelente, muy buen aporte! me gusta la claridad y dinamismo con que expresas un tema tan relevante para muchos.

    Adelante!
    Saludos

  • Carolina

    Hola, encontré este sitio por casualidad y lo encontré demasiado interesante!!!.
    Bueno, mi problema es ese, el DA. Perdí mi carrera en Chile por lo mismo, ahora vivo en Argentina y estoy repitiendo el mismo patron.
    Hace un tiempo a la fecha me trato con psicologo y psiquitra, pero no por el DA, por otro trastorno, y pensaron que “mejorando” mi otro trastorno, lo del DA se “iria”.
    Realmente es bastatante desesperante, sobre todo en los momentos de dar alguna prueba en la u, cuando me preguntan como te fue? segun yo excelente, respondi todo porque me sabia y entendia la materia, pero a la hora de la entrega, estaba reprobada, y revisando la prueba, el problema, la incoherencia a la hora de escribir las respuesta y la mala redacción.
    Tomo modafinilo en bajas dosis, ya que eso me mantine un poco mas “concentrada” de lo habitual, pero mi concentración, en lo que tenga que hacer, es minina. Es terrible, me distraigo con los lapices, que el celular, que me paro a fumar un cigarro, mil y una cosa, y despues me doy cuenta que he perdido un monton de tiempo, tengo que hacer mil cosas y no he terminado nada. Trato de concentrarme, pero me aburro. Hay veces en las cual he leido un monton de paginas de un libro, y derrepente me doy cuenta que no sé en que rato las pasé y menos me acuerdo lo que dice y vuelta a releer y a perder tiempo….
    Feliz de encontrar un blog así.
    Saludos!

    • Carolina.
      Gracias por comentar.
      Los problemas que describes son característicos del déficit atencional, y son fuente de mucha frustración.
      No obstante es importante que tengas presente que además de los medicamentos hay muchas otras cosas que puedes hacer para estar mejor y lograr tus metas.
      Espero que acá encuentres consejos y estrategias que te ayuden!
      Ante cualquier duda o comentario, estoy para servirte.
      Un gran Saludo! :)

  • Cristian

    Hola, mi nombre es cristian y por alguna razon vino a mi mente este tema, la razon al igual que Carolina tengo problemas de concentracion, tengo una serie de tareas que hacer y el solo hecho de estar sentado me cuesta, algunos dicen que soy hiperquinetico pero la verdad creo que el tema es mas de fondo, saludos y muy buen blog

    • Hola, Cristian
      Gracias por comentar.
      La falta de concentración y la inquietud física son características típicas del Déficit Atencional.
      Sin embargo, con tratamiento (y entrenamiento) adecuado y un poco de paciencia se puede salir adelante.
      Ánimo!

  • SILVI

    HOLA, QUE BUEN SITIO…. SOY MAESTRA Y DETECTO MUCHOS NIÑOS CON LA ATENCION DISPERSA, ME PREOCUPA Y TRATO DE LEER MUCHO PARA AYUDARLOS Y MOTIVARLOS….

  • imelda

    Acabo de descubrir este lugar y me siento ¡¡ contentisima !! d ver q no soy un bicho raro (ya q no me e topado fisicamente con mas gente asi), en mi caso me he esforzado mucho.. me gusta el trabajo d oficina, pero tengo q admitir q se nota mucho mi problema, hace un año perdi la oportunidad d un acenso por lo mismo. Veras hago las cosas en mas tiempo, las reviso varias veces y aun asi termino entregandolo con errores, se me da una instruccion en ocasiones sensilla y segun yo la ejecuto bien y resulta q esta mal, hacen referencia a la instruccion nuevamente y me faltaban elementos q si se me indicaron, o aveces no la realizo por q se me olvido, entre tantos pendientes q estoy pensando, segun yo hago algo importante y despues caigo en cuenta q habia algo mas urgente..me se inteligente puedo recordar toda una conversacion y cuando digo toda de verdad es toda.. pero mi desempeño laboral me ha hecho sentirme insegura, torpe y hasta un poco tonta, sigo intentando crecer, pero me cuesta mucho esfuerzo y veo a los demas como se les da natural… gracias d verdad..

  • Carlos

    Hola a a todos en especial a Juan…
    Desde hace ya tiempo sospechaba tener DA pero no estaba del todo seguro.
    Pero los ultimos acontecimientos en mi vida me hicieron empezar a buscar y leer acerca del tema.
    Al llegar a este blog y leerlo, senti que se me empezaban a clarificar muchas conductas y dificultades en mi vida.
    Senti un gran alivio al ir viendo tantas concidiencias en mi vida con lo que aqui se describe. Mal humor, perdida de objetos, olvido de asuntos, fricciones con mis jefes, frustracion en mi vida, sentirme juzgado constantemente, pocos logros, desesperacion por saber que tengo muchas capacidades e inteligencia mayor al promedio, pero nada de eso me ayuda a lograr mis objetivos laborales y personales. Por el contrario la mayoria de los casos estoy rezagado y con trabajos mediocres.
    Gracias Juan por compartir esta informacion y hacernos saber que no es que estemos “mal”. Compartire esta informacion con mi terapeuta para que me oriente de como debemos proceder de aqui en adelante.
    Gracias muchas gracias!
    Saludos desde Guadalajara, México.

  • Maria

    Hola! A mi una psicologo me recomendo unas terapias cognitivas para mi Deficit de Atencion mas unas pastillas, solo tomo pastillas y no hice el tratamiento, pero noto que tomar las pastillas no son suficientes. Ya he pensado cambiar de carrera por el deficit. Me gustaria saber en cuanto tiempo se ven los resultados de esas terapias??

  • patricia

    Me ha gustado mucho lo que lei,, y los felicito de verdad .pero mi inquietud es si yo tengo un amigo con esta dificultad como podria ayudarle?

  • Pettit

    Hola:

    Trate de concentrarme y leer lo máximo que pude, ya que es algo que a mí me interesa, pero mientras más leía mas me distraía, miraba por la ventana, movía mis manos. Reconozco que siempre he sido despistada, pero siento que estos síntomas se han intensificado notoriamente en este ultimo tiempo, y creo que se relaciona con el cargo que me han asignado hace algunos meses. El problema incluso llega a afectar a mis compañeros de trabajo, siento que es muy necesario tratarme lo antes posible….

  • Mare

    Gracias sus actualizaciones sobre ADHD me han ayudado para comprender mejor a mi esposo . Espero poder ayudarlo a superar este problema pues se que actualmente necesita ayuda urgente.

  • Oscar

    Me gusta como manejan los temas ya que le explican paso por paso como es la mente con los pensamientos y las emociones . Excelente tema muchas gracias Ustedes si sabes desglosar los temas!!!

  • leo

    me encantaria comenzar un cambio en cuanto a mi atencion y estoy buscando desde hace poco
    desde ya le agradesco mucho su dedicacion

  • Luis Adolfo

    Ciertamente estoy en proceso de busqueda por demás útil, necesario e interesante. De hecho mis expectativas pudieran ser mas altas de lo que pudieran ser con la lectura, porque aspiraría a obtener e efecto y los resultados de un tratamiento con terapia cognitiva conductual con el estudio y puesta en practica del contenido de este blog. No me malinterprete sr Jose, simplemente quizás no cuento con el tiempo por el momento para hacer terapia y por eso opto por no desaprovechar esta invaluable herramienta de crecimiento personal que es este blog. Saludos

Leave a Comment